Hombre orquesta o Community manager

HombreOrquesta

“Necesito un Community Manager”. Frase que exclama tu potencial cliente pero que esconde necesidades de la marca que amplían las funciones de un CM. Créeme, la mayoría de las pymes no pagan a una persona por publicar contenido en Twitter o Facebook. Y si lo hacen tu trabajo tiene los días contados porque carece de relevante valor fácilmente serás sustituible. En cuanto tu jefe – cliente tenga una mínima cultura de comunicación digital te pedirá acciones tan diversas como:

Actualizar la web (¿controlas WordPress?). Realizar investigación de mercado (bendito SocialBro). Elaborar Newsletters. Encargarte, de paso, de la comunicación offline. Escribir artículos en el blog que tienes que crear. Preparar presentaciones para el gerente (“sabes de comunicación ¿no? échame una mano”). Grabar vídeos y subirlos al canal de Youtube o ser el nuevo diseño gráfico multitarea.

He venido aquí a escribir en Twitter

Pues no. Tú has venido aquí a dar soluciones de comunicación a una empresa. Para ello has de dominar aspectos que te ayuden a cumplir dicho propósito y, además, te diferencie del resto de profesionales. Dándote valor para ser imprescindible. ¿Te suena esto a tener una sólida Marca Personal?

¿Entonces yo qué hago?

Estas son las acciones más habituales que me solicitan cuando llevo la comunicación digital de una empresa. Mira cómo toda tarea parte de una fase estratégica hacia otra de ejecución.

  • Social Media Marketing: mantengo, optimizo y monitorizo las redes sociales en las que mi cliente tiene presencia, así como el marketing a realizar en cada una de ellas.
  • Crear y gestionar contenidos: content marketing.
  • Interacciono con usuarios: community management engagement.
  • Métricas: fijar el ROI del trabajo a desarrollar, así como justificar el resultado obtenido de las acciones planeadas.
  • Concursos y campañas: crear acciones de promoción de la marca así como su seguimiento.
  • Aspectos cualitativos: viralidad, fuerza, informes de sentimiento, pasión y repercusión de la marca en los entornos sociales.
  • SEO: optimizo tu sitio web, keywords y plataformas sociales para que mejore los resultados en las búsquedas.
  • Base de datos: crear, gestionar y mantener la base de datos de clientes, así como ampliarla y depurarla.
  • Sitio web: dinamizar y optimizar contenidos, mejorar la arquitectura de la web. Habilitarla a la versión mobile haciéndola más usable y funcional. Además de comunicar todo el contenido de la web. Todo ello con informes de resultados.
  • Coordinar el trabajo de comunicación: entrevistas, contenidos, noticias…
  • Ecommerce: generar oportunidades de venta online.
  • Consejero: transmitir las oportunidades y amenazas de la marca en el entorno online. Además de desarrollar la identidad digital y detectar negocios potenciales.

Como ves, es mucho más profundo y que va mucho más allá de lo que, inicialmente, el cliente piensa que voy a hacer por su marca. Es un trabajo que además de requerir mucho sacrificio, destreza, constante formación y actualización. Requiere algo más que no se aprende en un curso online de Community Manager: la pasión, proactividad y convicción. Pero sobre todo, la empatía. La cual deja fuera de juego a la mayoría de los auto denominados “expertos”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>